miércoles, 25 de septiembre de 2013

¿Qué hora es? ¿Y ahora? ¿Ya pasó otro minuto?



Nunca se pierde el tiempo mirando un reloj; al contrario, el día comienza a tener veinticuatro horas.

No hay comentarios:

Publicar un comentario